Discursos

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en la ceremonia de reconocimiento a los primeros puestos de la Evaluación Excepcional de Directivos de instituciones educativas públicas 2014 y del lanzamiento del “Programa Nacional de Formac

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en la ceremonia de reconocimiento a los primeros puestos de la Evaluación Excepcional de Directivos de instituciones educativas públicas 2014 y del lanzamientoLima, 31 de octubre de 2014

Esta es una actividad importante, porque estamos hablando de educación, que es la herramienta que hoy día puede ayudarnos a transformar no solamente nuestro entorno familiar, nuestra comunidad, sino el país. En este plan vamos a trabajar.

La temática de la educación es compleja porque no se le dio importancia, porque para un país que ha vivido de sus materias primas, la educación no era importante, era un gasto y no una inversión, porque si el país vivía de la explotación minera para qué, en esa lógica, el Estado iba a invertir en educar a la gente.

Entonces, la educación se convirtió en la práctica de un instrumento de división y exclusión porque solamente se requería una cantidad mínima de jóvenes que pudieran educarse y después pudieran dirigir los destinos del país, y el resto a actividades extractivas, es decir una economía básicamente rentista.

Este es el tema que nunca lo entendió el Estado, un Estado que pretende y que quiere ser un Estado republicano y no un Estado colonial.

Nosotros creemos en una república de ciudadanos y ciudadanas, somos conscientes que si no invertimos en la educación, sino transformamos la matriz productiva del país, si no luchamos y trabajamos juntos por diversificar la producción nacional, no tenemos futuro, seremos un país que vende materias primas y estaremos al vaivén de los precios volátiles que pone en el mercado países como China y otros que son los grandes compradores de materias primas. Por eso, esta ceremonia es importante.

He escuchado las palabras de un director y hemos tomado nota porque justamente estamos presupuestando la contratación de más de 8 mil funcionarios administrativos para ir resolviendo los problemas de cada director, porque hoy día tienen mucho tiempo dedicado a resolver problemas básicamente de papeleos y necesitamos directores que se dediquen más a la educación, a la gestión de su propio colegio y ser líderes de los maestros.

Sabemos que eso no es suficiente. Tenemos hoy día aproximadamente 50 mil escuelas públicas y solo tenemos 38 mil funcionarios administrativos, desde personal de limpieza, secretarias, contadores, etc. Quiere decir que en la práctica no hay un administrativo por colegio y esa es la problemática que tenemos.

No estamos arrancando de cero, estamos arrancando de menos cero, de un déficit de años, en los cuales se ha debido trabajar esto, tenemos 50 mil escuelas públicas, pero necesitamos más escuelas. En otros gobiernos no quisieron partir el turno de educación y entonces para eso reducían la jornada educativa, no hacían más escuelas pero utilizaban una escuela para dos jornada educativas ya no de seis, siete u ocho horas, sino de cuatro o cinco horas, entonces no era óptimo.

Tenemos 50 mil escuelas, de estas, 25 mil no están presupuestadas sus plazas y son encargaturas, es así como hemos venido recibiendo el problema de la educación, altamente complejo.

Ustedes pertenecen al grupo de las otras 25 mil escuelas que si tienen un marco presupuestal y tienen una plaza y ustedes son parte de estos 25 mil que a través de estos procesos meritocráticos estamos trabajando para que tengan la dirección del colegio.

Esto nos va a permitir a nosotros ir en un proceso de capacitación y también de permitir que puedan hacer una maestría en gestión pedagógica, de tal manera de cada día apostar por la calidad de los directores.

Pero antes de venir acá a esta ceremonia estábamos conversando con Jaime Saavedra la problemática de los otros 25 mil que tenemos que también capacitarlo y meritocráticamente ingresen al puesto de director de un colegio y crear la plaza, el marco presupuestal.

Ese es otro problema, pero que tenemos que resolverlo, porque el director es el líder natural del colegio y hoy día tenemos 25 mil colegios con encargaturas. Entonces esto involucra un esfuerzo tremendo del Estado.

Cuando entramos al gobierno recibimos en el presupuesto de educación no llegaba todavía ni al 3% del PBI, es decir aproximadamente estábamos en 14 mil millones de soles, y todo el problema de la educación que con justa razón había un embalse de demandas de los maestros y alumnos.

Hoy día el presupuesto de educación que estamos planteando en la Ley del presupuesto es de aproximadamente 22 mil millones de soles, es decir hemos aumentado 8 mil millones de soles aproximadamente, y para el 2016 vamos a doblar el presupuesto educativo que recibimos nosotros. Tenemos que resolver este problema.

Necesitamos darle una carrera al maestro no solo un puesto de trabajo, porque sabemos de la importancia de la carrera del maestro.

Mi madre es maestra, entonces conozco algo de la vida del maestro y en mi vida de soldado a los lugares recónditos donde he llegado siempre los líderes naturales de las comunidades son el profesor y el licenciado.

Entonces a donde muchas veces llegábamos como soldados encontrábamos a quien representaba al Estado, el maestro, en condiciones muchas veces difíciles, no tenía ni siquiera dónde dormir, tenía que ocupar una parte del colegio para dormir, esas condiciones estaban invisibilizada, no se sabía.

Entonces el mensaje del Estado al maestro era has como que enseñas porque con lo que te pago o las limitaciones que te doy has como que enseñas y en esas condiciones el mensaje del Estado al alumno era has como que aprendes.

Era una condición de hipocresía de un Estado que quiere salir adelante con el país, pero cree que puede hacerlo vendiendo minerales y no invirtiendo en la inteligencia, en la capacidad y la calidad de nuestros maestros y nuestros educandos.

Nosotros tenemos que ser francos y decirles claramente para que el país desarrolle necesito el apoyo de todos ustedes y de los que están detrás de ustedes, que son los maestros. Por eso, este es un compromiso, nosotros vamos a duplicar prácticamente el presupuesto de educación en nuestro quinquenio, y ya estamos dando muestras concretas, hace cuántos años no había un concurso meritocrático de directores, hace cuántos años estábamos con los maestros abandonados.

Si queremos mejorar la educación tenemos que abordar todo el problema de manera integral y es por esto que ustedes están aquí presentes, porque este es un menaje que quiero darle a todo el gremio de maestros y a los directores.

Ustedes son importantes para la buena marcha del país, ustedes son la pieza clave que puede ayudarnos a mejorar la calidad de nuestros hijos y nuestras hijas y que necesitamos confiar en el trabajo de ustedes.

Por eso, tenemos que darle todas las facilidades, que haya más personal administrativo, sicólogos, personal de limpieza, que los maestros se capaciten, tengan un acompañamiento, un curso y de ahí tengan un acompañamiento y la posibilidad de hacer un posgrado de gestión y una mejora en su sueldo, para que los siguientes maestros aspiren a llegar a ser directores.

Entonces estamos construyendo una carrera, ya no como el mensaje del Estado tradicional, es un trabajo nada más, no es un trabajo solamente, es una carrera, y eso es lo que quiero, que ustedes lo retomen.

El Estado ha tenido abandonado al sector educación y se ha quejado de que los maestros para más en las revueltas que en las aulas, sí pero qué hizo el Estado.

Hoy día nosotros queremos saldar todas estas deficiencias con el gremio de maestros y una parte importante son ustedes. Queremos hacer esto porque es fundamental el tema de nuestros hijos e hijas, que es lo básico.

Por eso vamos a continuar estos procesos de meritocracia para que vayan asumiendo con mayor legitimidad el puesto de director de un colegio y al grupo de 25 mil escuelas que hoy día no tienen  plazas vamos a avanzar en la creación de plazas, la capacitación de las encargaturas y los procesos meritocráticos para que vayan asumiendo el cargo de director de estas 25 mil escuelas.

Pero además de esto lo que estamos haciendo es la creación de escuelas de alto rendimiento, queremos también que las escuelas públicas tengan también la posibilidad de hacer el Bachillerato Internacional, lo que hoy día tiene los colegios privados, no todos porque es un proceso caro, pero ya empezamos.

Estamos presupuestando la creación de 13 escuelas de alto rendimiento que va a tener el sistema de Bachillerato Internacional, además de eso, dentro de la política educativa hemos creado el Sistema Nacional de Becas donde está Beca 18, Beca Presidente de la República, Beca Excelencia, Beca Deporte, beca Licenciados, un conjunto de becas, ya tenemos más de 30 mil beneficiarios de estos sistemas de becas y ya estamos anunciando la ampliación de 20 mil más porque tenemos que seguir avanzando, porque hay muchos jóvenes que terminan el colegio y sus familias no tienen los recursos para que hagan la educación superior. A través del sistema de becas queremos darle esto.

Faltan muchas cosas, es verdad, pero estos son pasos y señales claras importantes que en décadas el Estado no las había emitido y los maestros no las habían recibido, entonces en este proceso de avanzar en pos de colocar la educación en el primer plano se puede cometer errores, nadie nace sabiendo, eso lo saben los maestros, pero la dirección es clara, apostar por la educación, por la salud de nuestro pueblo y ustedes son parte de esta apuesta, de este desarrollo de una política de Estado que nos lleve a ser un país emergente, con el que soñaron los padres fundadores de la Independencia, ahora que nos acercamos al Bicentenario, y en eso ustedes tienen un rol protagónico que es justamente la educación de nuestros hijos e hijas.

Quiero felicitarlos a todos ustedes porque meritocráticamente han logrado un cargo importante que es la dirección de un centro educativo y decirles a todos ustedes que vamos a seguir ampliando estos procesos a fin de dar más oportunidades a más maestros a que lleguen a la plaza de director y permítannos seguir acompañándolos a ustedes a través del

Ministerio de Educación.

Muchas gracias a todos ustedes.

Autor: Prensa
Imprimir PDF

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en Declaración Conjunta con su homólogo del Ecuador, al término de la VIII Reunión del Gabinete Binacional de Ministros Perú – Ecuador

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, durante la entrega de títulos de propiedad en el distrito de Puente PiedraArenillas, 30 de octubre de 2014
Muchas gracias.

Rafael (Correa), a todas las autoridades aquí presentes y al pueblo ecuatoriano y peruano, que están pendientes de esta reunión, de sus dos gobiernos:

Ha sido una jornada interesante, creo que ha habido mucha franqueza y transparencia de parte de nuestros ministros, hemos abordado los temas que dijimos sobre los ejes que ya los ha mencionado Rafael, están los temas de infraestructura, productivo, seguridad, ambiental, energético, y en todos ellos lo que puedo apreciar es un trabajo intenso y dedicado de ambos gabinetes.

Efectivamente, coincido con Rafael que todavía falta mucho para culminar metas, pero creo que en este camino a través de una serie de exposiciones e intercambio de opiniones nos ayuda a ir encontrando la verdad y las necesidades de la gente.

La tecnológica ha avanzado bastante, llegamos al espacio, descubrimos la composición del ADN, soluciones a enfermedades, pero no hemos avanzado lo suficiente para descubrir cómo funciona el cerebro, la mente humana, que es la que toma las decisiones, esa es la parte compleja que siempre nos lleva a afrontar desafíos con aciertos y también con errores, pero aprendemos en el camino.

Como se ha podido ver en muchos de los acuerdos que hemos venido trabajando, en algunos se ha avanzado muy bien y vemos que hemos tomado medidas adecuadas, acertadas, sensatas y oportunas; en otros tal vez hemos cometido errores, lo que demuestra que ahora tenemos que retomar el camino, porque así se avanza, dialogando y conversando.

Este encuentro binacional de dos pueblos hermanos despierta expectativa, sino no estaría a aquí toda la prensa, los alcaldes, prefectos, gobernadores y la población que nos mira a través de su televisión, que se pregunta qué de bueno ha salido de estas cuatro horas de discusión. Entonces, creo que hay cosas que decirles, hay cosas que se van avanzando.

En ese sentido, quiero agradecer la hospitalidad del Presidente Correa y de todo su equipo de trabajo, quiero agradecerle de todo corazón por el cariño con el que siempre nos reciben, y la voluntad que tienen para avanzar juntos.

Concuerdo que el tema acá no es solamente firmar acuerdos, que al final son papeles, el tema es que eso tenga algún efecto práctico en la gente, que al final espera algo de nosotros.

Quiero señalar también que hemos tocado un tema muy importante, como es la Conferencia Mundial sobre Cambio Climático, en el cual el Presidente Correa ha afirmado su voluntad de trabajar conjuntamente con el Perú y participar con una delegación importante, porque concuerdo con el cuando dice, que la voz de los países de esta región, que tenemos selva amazónica, tiene que ser escuchada.

Si bien en la COP se va a discutir la capitalización del Fondo Verde de los países altamente industrializados, los compromisos nacionales de cada país en el tema de luchar contra el calentamiento global, lo que no se está poniendo en valor es lo que ya los países como Ecuador y Perú vamos pagando, por fenómenos del niño, que si bien su origen no es el calentamiento global, pero su acentuación sí es producto del calentamiento global.

El cambio de las temporadas de lluvia o el verano en nuestra agricultura modifica el calendario agrario, nuestra producción y las formas de trabajar las tierras y todo eso tiene un costo que no se está valorando. Es en ese sentido, que consideramos importante la participación de Ecuador en esta conferencia, en la cual el Perú va a ser el país anfitrión, ahora en diciembre.

También hemos abordado el tema de seguridad, defensa, crimen organizado, que nos afecta a ambos, no queremos que nuestra región sea una zona de tránsito de organizaciones criminales, queremos que nuestros países que abran las puertas a ciudadanos sean de oportunidades, que vengan las inversiones respetando nuestra soberanía y normatividad, y que trabajen en armonía con el medio ambiente.
Creemos también y saludamos el esfuerzo que viene haciendo Ecuador en el avance en infraestructura y creemos que ese es un paso muy importante porque genera oportunidades de desarrollo para futuras actividades económicas y mejora las oportunidades de los hombres y mujeres. El mismo esfuerzo venimos haciendo nosotros en el Perú, avanzando con infraestructura.

Hemos revisado los ejes de integración y creemos que con la carretera Longitudinal de la Sierra que viene haciendo el Perú y que está casi en un 79 por ciento y que une por vía asfaltada Bolivia con Ecuador, a través de la Cordillera de los Andes peruanos, se genera una oportunidad más para seguir integrando pueblos hermanos.

Por último quiero resaltar el esfuerzo que viene haciendo el gobierno de Ecuador en el desarrollo de la política social, hemos podido ver la exposición que ha hecho su ministra, y de la misma manera vamos trabajando juntos, de manera que podamos beneficiar a los pueblos fronterizos que tengan desde su documento de identidad nacional hasta el acompañamiento a las criaturas, familias y adultos mayores.

También tenemos que avanzar más con mayor fuerza el desarrollo urbanístico de las ciudades fronterizas.

Así que queridos compatriotas, como dice Rafael de la patria grande, hay mucho trabajo por hacer, creo que ha valido el esfuerzo, este viaje y esta reunión, tengo mucha esperanza que en este tipo de gabinetes binacionales podamos resolver temas que muchas veces por la falta de comunicación quedan en el tintero.

Así que Rafael te agradezco tu hospitalidad, les agradezco a todos ustedes el esfuerzo desplegado, al equipo que está detrás de tus ministros, que han venido trabajando durante el año, igual de mi gabinete de gobierno, les agradezco a todos ellos el trabajo desplegado para que podamos arribar a cosas concretas.

Muchas gracias.

 

Autor: Prensa
Imprimir PDF

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en la inauguración del Encuentro Presidencial y VIII Gabinete Binacional en Arenillas, Ecuador

Arenillas, 30 de octubre de 2014
Rafael (Correa, presidente de Ecuador)

A todas las autoridades políticas, legislativas, que han venido del Perú, de Ecuador, a nuestro anfitrión, el alcalde del Cantón de Arenillas y a nuestros anfitriones de la provincia de El Oro:

Este es un momento de altísima satisfacción ya que luego de haber pasado períodos duros que no permitieron el desarrollo económico de nuestros pueblos de frontera, hoy día miramos con optimismo y esperanza estos encuentros de Gabinetes Binacionales, que son un ejemplo para la comunidad internacional en materia de amistad e integración.

Hoy día Ecuador también está celebrando gabinetes Binacionales con Colombia y lo mismo hace el Perú. Así que vamos trabajando la integración de la región andino americana, que tiene un pasado histórico común con nuestros incas Huayna Cápac, Atahualpa, y que pertenecemos a un mismo núcleo, al Imperio Incaico, y que nos hemos formado como Repúblicas, cuyos Estados han ido evolucionando en el tiempo.

Nacimos con Estados coloniales, centralistas, que pretendían con una mentalidad colonial que nuestros países y pueblos se conviertan en primario exportadores y creo que lo lograron, porque básicamente la economía andino americana, la economía de la región de América Latina, provee al mundo de materias primas ingentes,  y justamente gracias a ello, muchos pueblos en el mundo han desarrollado industrias y bienestar para su gente.

Si hacemos un balance estamos llegando casi al Bicentenario de nuestra etapa Republicana y si miramos todo lo que hemos aportado al mundo con nuestro petróleo, con nuestros productos agrícolas y minerales, debiéramos hacer un balance para ver qué conseguimos con todo eso.

Hemos pasado épocas de bonanza, de vacas gordas. Recuerdo en el Perú la época del caucho, donde Loreto tenía una riqueza sin par, donde iban arquitectos, cantantes y artistas famosos a celebrar la bonanza económica del caucho loretano hasta que fue llevado al Asia y otros países comenzaron a fabricar el caucho para las ruedas de la industria automotriz que creaba Henry Ford en Estados Unidos y después se inventa el caucho sintético y toda esa bonanza se perdió. Iquitos volvió a su realidad, dejó la farra y el carnaval para nuevamente tocar piso.

Esa historia se replica en diferentes partes de América Latina. Lo que nos trajo el caucho después fue la miseria y extermino de comunidades  boras, huitotos, que eran los pobladores de estas zonas caucheras. América Latina ha trajinado esa experiencia.

Por eso hoy día, la construcción de la paz nos permite mirar con optimismo la necesidad de ir gradualmente modificando nuestra matriz productiva a través de una política de diversificación productiva, donde generemos industria y le demos más valor a la ciencia, tecnología e innovación. Hemos apostado en las materias primas, porque en otros países ya no tienen materias primas entonces se hacen cotizables, pero la debilidad es que estamos al ritmo del mercado, del crecimiento de los países que demandan estas materias primas.

Tenemos gente joven, con mucha esperanza, si a esa gente le damos la oportunidad de estudiar, de un emprendimiento, estoy seguro que otro será el destino de los pueblos de Latinoamérica, de los pueblos ecuatorianos y peruanos.

Es por esto que señalo la importancia del camino de la paz. La paz a diferencia de la guerra se tiene que trabajar día a día, es permanente, es trabajo de años, las guerras no duran tanto, por lo menos acá, pero el trabajo de la paz es duro. Cada uno desde su trinchera puede hacer patria y construir paz. Esa paz nos va a beneficiar a todos porque permite a las personas, particularmente en las fronteras, predecir, prever o planificar su futuro y poder invertir sus ahorros, ampliar su casa, poner una tienda o un pequeño negocio.

Entonces, es un deber de la clase política, de todos los que estamos aquí, seguir construyendo la paz, a través del diálogo, la transparencia, de la buena voluntad. Este camino de la paz nos lleva necesariamente al desarrollo y a la calidad de vida.

En este encuentro binacional tenemos retos y desafíos que ir trabajando. Tenemos diría un poco adulto mayor el Proyecto Puyango-Tumbes, por los años que tiene en los papeles pero todavía no ha tocado tierra. Los pueblos de la frontera están demandando ese Proyecto Puyango-Tumbes que nos va a beneficiar a ambos pueblos.

Sabemos que hubo una controversia con una empresa  local y tenemos que resolverlo para que realmente llegue, no solamente en teoría, sino en la práctica a beneficiar a nuestros pueblos con agua limpia, de calidad, apta para poder consumirla y que nos pueda ayudar a seguir produciendo y ampliando por decenas de miles hectáreas las tierras peruanas y ecuatorianas.

Tenemos también cosas que nos da confianza, la política social. Siempre he encontrado un aliado estratégico en Rafael (Correa) en el tema de la política social e inclusión social, ese es un tema fundamental porque define el carácter ideológico de un gobierno, porque yo hago ideología con la renta, con la repartición de las utilidades y de acuerdo a este gobierno tenemos que incidir más en la política social para luchar contra el verdadero enemigo, que es la pobreza y la desigualdad.

Ese es el rezago que nos dejó el Estado colonial y la evolución de un Estado Republicano centralista que no recorre el país y no está presente en todo el territorio nacional. Cuando el Estado no está presente lo que tenemos son economías informales o ilegales.

Felizmente en estos encuentros binacionales estamos trabajando juntos para llevar el Estado a la punta del cerro, a los nevados, a las zonas del interior del país donde hay población, donde hay gente que en muchos casos se le pone la etiqueta de no contactados y eso hay que discutirlo porque los estamos colocando en la categoría de fauna silvestre, visiten, vean cómo viven esas comunidades para que se den cuenta cómo están, no tenemos el derecho de condenarlos a la pobreza.

Les digo en la experiencia de nosotros, en la zona de Camisea donde está el emporio gasífero más importante que tiene el Perú, donde estamos construyendo un gasoducto de más de 1,300 km, un proyecto de más de 4,000 millones de dólares para desarrollar petroquímica, allí viven comunidades en condiciones deprimentes, que nos debe avergonzar moralmente como sociedad, cómo en una región tan rica hay tanta desigualdad. Eso tenemos que reflexionar y meditar, porque sospecho que este problema lo tenemos todos y por lo tanto ese es un desafío que tenemos que trabajar. Por eso, el concepto de inclusión social es vital.

Hemos trabajado la política económica. América Latina ha sido golpeada fuertemente en la década de los 80, procesos de hiperinflación, no tengo por qué contarles esto, pero quiero recordar que en mi país en la década de los 80 los procesos hiperinflacionarios generaron una diáspora de dos millones de peruanos y peruanas que tuvieron que salir del país a buscar la oportunidad que su propio Estado se la negaba en su patria y que hoy día están creando comunidades en el exterior.
Entonces, sobre este tema hemos aprendido, sabemos lo que no queremos, por lo menos eso ya es bastante, pero en política social todavía nos falta andar, transitar, porque mientras haya pobres, comunidades donde no está el Estado, la política social todavía necesita ser más eficiente.

No tengo una bola de cristal para saber dónde están los pobres, pero estamos construyendo un sistema de focalización de hogares en extrema pobreza, que es un método científico para saber cuántos pobres tenemos, dónde están y cómo se llaman, y de esa manera generar políticas sociales que le den oportunidades a estas familias, sobre todo a los más jóvenes que esperan mucho de nosotros.

La paz nos trae desafíos, como la seguridad ciudadana donde tenemos que trabajar juntos porque hoy día encontramos que hay vasos comunicantes, que hay gente que no quiere apostar por el bien y apuesta por la inseguridad y tenemos que trabajar juntos ambos gobiernos con las autoridades locales.

Asimismo, necesitamos crear un mercado binacional fronterizo, un circuito económico, por eso, estamos trabajando los cinco ejes de comunicación multimodal en algunos casos, carreteros en otros casos, y eso ejes van a permitir que haya un comercio más ordenado, en los CMAN que estamos construyendo van a permitir ordenar el paso de personas y mercancías.

Asimismo, tenemos nosotros el desafío del desminado humanitario, en el cual vemos que avanzamos, pero fijamos fechas para terminar y aparecen nuevos mapas, da la impresión que nos falta trabajar todavía la confianza con las Fuerzas Armadas para que nos den toda la información para terminar con el desminado. En ese sentido, agradezco al presidente Correa la mención a nuestro valeroso suboficial  que haciendo un trabajo de desminado ha perdido sus piernas.

Lamentablemente, ese es el trabajo donde muchos suboficiales y soldados exponen su vida, en la que en muchos casos las minas son difícilmente detectadas por los aparatos electrónicos y sofisticados que tenemos para actuar y por otro, las lluvias torrenciales que hay en estas zonas pueden modificar esos mapas.

Por lo tanto, es una tarea todavía pendiente porque vamos encontrando más mapas y estimamos que haya aproximadamente 8 a 10 mil minas por retirar, así que esa es una tarea pendiente, es un desafío que tenemos nosotros por delante.

Asimismo, creo que el futuro que nos espera es de prosperidad, en el cual ya no hay vuelta atrás para el pasado, solo hay que caminar juntos y de esa manera tengan ustedes la garantía que avanzaremos más lejos. Quisiera más rápido pero sé que hay que dar tiempo al tiempo.  Haremos todo el esfuerzo para que avancemos rápidamente pero si vamos juntos les garantizo que vamos a avanzar más lejos.

En este sentido, quiero señalar la predisposición del Perú para colaborar y trabajar junto con el Ecuador, nosotros ya tenemos un plan nacional de diversificación productiva que nos permite hoy día estar produciendo aviones de instrucción y entrenamiento, próximamente helicópteros, embarcaciones, sistemas modulares, es decir, creemos que es fundamental depender menos de los recursos naturales y depender más de nuestro propio esfuerzo, de lo que nosotros creamos.

La riqueza debe ser la acumulación del trabajo, lo otro es herencia que nos cae y no podemos seguir construyendo un futuro vendiendo la herencia, lo que nos dejaron nuestros antepasados. Los Incas construyeron un futuro, una sociedad  no basada en la explotación de los recursos naturales sino en el desarrollo de la inteligencia, el ingenio, la capacidad de poder dominar a la naturaleza, porque no podemos hacer lo mismo, no nos falta nada.

Hoy día con el presidente Correa estamos afirmando nuestra voluntad política de seguir en ese camino. Por eso, quiero agradecer al presidente Correa, al alcalde del Cantó de Arenillas y a todas las autoridades aquí presentes y también a la prensa nacional y de otros países, por la amabilidad con que se nos ha tratado y que esto también será correspondido el próximo año que haremos el Gabinete Binacional en el Perú.

Creo que cuando hemos recorrido con Rafael y conversado en el camino no solo hemos afirmado más nuestra amistad personal sino también la visión común que tenemos sobre la necesidad de salir adelante dos pueblos hermanos, que hoy día miran un futuro común y creo que así como hemos recorrido nosotros este camino en bicicleta, nuestros pueblos quieren recorrer ese camino juntos hacia el futuro.
Muchas gracias.
Autor: Prensa
Imprimir PDF

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, tras su arribo a la ciudad de Arenillas, en Ecuador, para participar en el Encuentro Presidencial y VIII Gabinete Binacional de Ministros Perú-Ecuador

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, tras su arribo a la ciudad de Arenillas, en Ecuador, para participar en el Encuentro Presidencial y VIII Gabinete Binacional de Ministros Perú-EcuadorArenillas, 30 de octubre de 2014

Querido compatriotas de Ecuador aquí me siento como en mi casa.

Venimos trabajando una agenda de desarrollo e inclusión social y hemos venido para celebrar este Octavo Gabinete Binacional donde abordaremos una serie de temas que quedaron pendientes en el Gabinete Binacional anterior, donde tuve la oportunidad de contar con Rafael, con nuestro hermano, representando al pueblo de Ecuador.

Hoy día vamos a continuar trabajando el tema de la paz porque efectivamente la paz no solamente se puede afincar en un acuerdo, hay que hacerla realidad y poner esfuerzo. La paz se construye día a día con una voluntad constante de trabajar en el hermanamiento de nuestros pueblos porque al final somos iguales, venimos de un mismo origen histórico, tenemos las mismas necesidades de desarrollo, de buen vivir. Necesitamos hoy día concretar  proyectos que beneficien a los pueblos de frontera porque para ellos  el comercio bilateral es fundamental.

Por lo tanto, Rafael creo que es una obligación nuestra seguir trabajando en este camino de desarrollo y más aún hoy día que nos encontramos en una tierra que, como el Perú, necesita y clama por la paz.

Este mismo modelo de Gabinete Binacional lo estamos desarrollando con Colombia, así que este es un modelo a imitar por la comunidad internacional y abordar juntos  temas de infraestructura, electrificación, seguridad, desarrollo industrial, temas que realmente le interesan a nuestro pueblo que está confiando en que de estos acuerdos pueda nacer prosperidad, calidad de vida, oportunidades para los más jóvenes, que son los que necesitan estas oportunidades para continuar la buena marcha del Ecuador y del Perú.

Así que Rafael, agradezco mucho tus palabras y la voluntad que vienes desplegando para la construcción de la paz, para la concreción de proyectos binacionales y de esta manera darle sentido a las reuniones que venimos sosteniendo.

Muchas gracias.

Autor: Prensa
Imprimir PDF

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en la inauguración de obras de Infraestructura de Riego dela Represa Chirimayuni”, distrito de Chojata, provincia General Sánchez Cerro, región Moquegua.

Discurso del Presidente de la República, Ollanta Humala Tasso, en la inauguración de obras de Infraestructura de Riego dela Represa Chirimayuni”, distrito de Chojata, provincia General Sánchez Cerro, región Moquegua.Moquegua, 28 de octubre de 2014.

La verdad que hace 14 años éramos más jóvenes y un 29 de octubre tuve la oportunidad de recorrer estas zonas alto andinas al pie del Ubinas, del Ticsani, Huilaqui, Calacoa, San Cristóbal, Chojata, y tanto otros pequeños pueblo que me acogieron en la provincia General Sánchez Cerro y juntos  nos pusimos de pie contra la corrupción de la década de los 90, contra la dictadura que había confiscado nuestros derechos y contra reelecciones espurias que estaban sacando la vuelta a la población y a los intereses nacionales, para beneficiar intereses subalternos.

Recorrimos con un grupo de militares, con mi hermano, con licenciados y con el pueblo toda esta zona, nos persiguieron y si no fuera por el valeroso pueblo moqueguano, de la provincia General Sánchez Cerro particularmente, que nos acogieron, nos ayudaron, nos protegieron y alimentaron, probablemente no estaría aquí parado.

Cuando estoy aquí en Lloque, Chojata, la provincia Sánchez Cerro, lo primero que me viene a la mente hoy 28 de octubre es la remembranza, la emoción de ver caras conocidas, gente que se acuerda de mí, que me abraza y me dice Ollanta, no me dicen Presidente, me dice Ollanta y así prefiero que me llamen.

Quiero decirles a todos ustedes, muchas gracias de todo corazón, Nadine (Heredia) mi esposa también les agradece a todos ustedes el apoyo que nos dieron y eso jamás lo vamos a olvidar, llevamos a Moquegua y a la provincia General Sánchez Cerro en nuestros corazones. Cuando me entregan esa resolución de alcaldía yo la valoro bastante y es una de las cosas que llevaré en el seno de mi hogar, este reconocimiento de hijo ilustre, porque  así me quiero considerar, un moqueguano más, porque también viví en Moquegua, trabajé, mis primeros pasos como oficial de Ejército los hice en Moquegua.

Quiero desde acá también saludar a todos esos valerosos soldados y licenciados que se han hecho hombres de bien trabajando y que podemos mirar con la frente en alto cuando en la posteridad la historia recuerde la dictadura fujimorista. Aquí le hicimos el pare a esos corruptos que se estaban tirando la plata, miles de millones de soles que sacaron de las arcas y fugaron del país, que compraban los medios de comunicación, autoridades, poderes del Estado, todo con plata y todo filmado en los vladivideos. Podemos mirar con altivez y firmeza y decir: nosotros nos levantamos contra ese tipo de opresión, nos levantamos contra aquellas corrientes que venían de las cloacas y trataban de apoderarse del país. Aquí hay un pueblo valeroso que nos hemos levantado y vamos construyendo nuestro desarrollo.

Por eso, quiero darles un fuerte abrazo a todos ustedes, muchas gracias por habernos apoyado, protegido, a los soldados del Ejército Peruano que pusimos el pundonor, alto, a  una dictadura espuria.

Ahora, como gobierno queremos trabajar juntos, por eso venimos a  Lloque para saludar esta obra de más de 31 millones de soles que permite ampliar en más de 400 hectáreas la frontera agrícola y mejorar el riego de más de 800 hectáreas. Todo eso para la zona alto andina porque hemos invertido mucho durante décadas en los grandes proyectos de la costa donde tenemos proyectos de 60 mil hectáreas, 42 mil y 32 mil hectáreas.

En lo que va de estos tres años de gobierno vamos ampliando la frontera agrícola en la costa en más  140 mil hectáreas y con el programa Mi Riego queremos ampliarlas en 50 mil hectáreas más, y con estos programas más, queremos superar las 200 mil hectáreas solamente en ampliación de la frontera agrícola.

Además de mejorar el riego en decenas de miles de hectáreas que tienen riego estacional, queremos darle riego permanente porque hoy día  debemos comprender que el calentamiento global está modificando  al calendario agrario, está modificando nuestro clima y geográfica, ya no encontramos nevados como hace décadas, esta zona era de nevados de más de 4,500 metros de altura, hoy día es seco y esto va a modificar nuestra  agricultura.

Por eso, es fundamental este tipo de obras como Chirimayuni que nos permite tener agua para sembrar orégano, mejorar la alimentación de nuestro ganado, nuestras alpacas, llamas, para mejorar nuestra economía, para trabajar desde aquí proyectos de agua y desagüe, saneamiento, para luchar contra la desnutrición crónica infantil.

Por eso es que saludo este proyecto y le agradezco a nuestra alcaldesa y al alcalde que me inviten, estamos aquí y ponemos nuestro granito de arena en una obra en la cual el gobierno regional es el principal artífice, el principal impulsor de esta obra que va a beneficiar a todos. Estas son las obras que hacen desarrollo en el país.

Hablaba de los proyectos de irrigación de la costa, ahora estamos hablando de los proyectos de irrigación de la sierra, de nuestras zonas alto andinas, aquí hay comunidades de peruanos que quieren, igual que en la costa, oportunidades para desarrollarse y tener mejor calidad de vida para sus hijos, el clima aquí es distinto, es más duro pero también es un clima que nos fortalece, no nos amilana, aquí nos ponemos de pie y construimos desarrollo, y aquí el Estado va a llegar.


Hoy día ustedes me abren las puertas de su desarrollo y de su corazón, aquí me quedo con el gobierno, vamos a seguir acompañándolos no solo en proyectos de irrigación, si no en salud, educación, conectividad, de tal manera que podamos construir desarrollo para todos y todas.

Desde aquí, ratifico mi compromiso con cada uno de los pueblos que conforman la región de Moquegua, y particularmente la provincia alto andina de General Sánchez Cerro. Desde aquí seguimos comprometidos para crear un mercado de desarrollo entre la zona alto andina de Moquegua y Arequipa y trabajar los proyectos de irrigación también en todo Moquegua, así como los proyectos de salud y hospitales.

Así que señores alcaldes, quiero decirles que me tomen como un moqueguano más para trabajar al servicio de los que ustedes dispongan porque representan la voluntad del pueblo de Moquegua.

Aquí soy un humilde soldado para seguir trabajando en estos proyectos que nos benefician a todos.

Muchas gracias a todos ustedes.

Que viva Moquegua

Que viva el Perú.

Autor: Prensa
Imprimir PDF

Central Telefónica: (511) 311-3900 y (511) 311-4300